Scumware, más escoria en Internet

 

Si bien el tipo de amenaza descripta a continuación no es nueva, es poco conocida y por eso vale la pena tenerla en cuenta, sobre todo porque en los últimos días hemos notado un incremento de este tipo de avisos falsos en formatos hasta ahora no utilizados, como los videos.
El scumware es un tipo de software similar al spyware, que modifica en tiempo real los sitios web (u otras aplicaciones), cambiando la apariencia de la página, su contenido y estructura sin permiso del usuario que visita dicho sitio. Es decir que una vez alojados en el sistema del usuario, puede modificar los banners de publicidad, agregar información falsa en las páginas, añadir enlaces publicitarios sin permiso, etc. De esta forma, el usuario pensando que el sitio web promociona un enlace o un banner, ingresará al mismo y será redirigido a un sitio dañino.

Si bien el tipo de amenaza descripta a continuación no es nueva, es poco conocida y por eso vale la pena tenerla en cuenta, sobre todo porque en los últimos días hemos notado un incremento de este tipo de avisos falsos en formatos hasta ahora no utilizados, como los videos.El scumware es un tipo de software similar al spyware, que modifica en tiempo real los sitios web (u otras aplicaciones), cambiando la apariencia de la página, su contenido y estructura sin permiso del usuario que visita dicho sitio. Es decir que una vez alojados en el sistema del usuario, puede modificar los banners de publicidad, agregar información falsa en las páginas, añadir enlaces publicitarios sin permiso, etc. De esta forma, el usuario pensando que el sitio web promociona un enlace o un banner, ingresará al mismo y será redirigido a un sitio dañino.

Enlace

 

Anuncios

Servicio español de anonimato en internet (http://www.tuvpn.com/)

Siempre he pensado que esa insistencia de las empresas que defienden el modelo de derechos de autor actual (Copyright) y presionan a los gobiernos para que endurezcan las leyes en este tema cometen un error que va a tener consecuencias catastróficas en otros ámbitos.

Al empujar a los usuarios a utilizar herramientas de criptografía fuerte para proteger su privacidad en las comunicaciones (a lo que tenemos derecho, según la Constitución Española) se va a conseguir que se desarrollen sistemas e infraestructuras de cifrado que sean invulnerables y esas compañías derechohabientes no podrán denunciar a nadie, porque sus comunicaciones están protegidas y tampoco será fácil perseguir a los delincuentes digitales, porque no se pueden ‘pinchar’ sus conexiones.

En fin, desde mi punto de vista, un desastre que va a traer mayores males.

Enlace